× Comida mortal » ¿Cómo funciona el consumo de sal en nuestro organismo? » Como actúan los medicamentos para la presión arterial » Crisis convulsivas de inicio en la edad adulta » Cuando un familiar cae en cama » De la naturaleza al hombre » Deterioro intelectual » Disfunción eréctil » Dolor agudo de rodilla » Dolor de cabeza por Migraña » El cerebro y las limitaciones para estudiar su tejido » El duelo de la separación » El lenguaje del cerebro » El vértigo » Enfermedades Sexualmente transmitidas » Gastroenteritis cuando Hospitalizar » Hematuria en adultos » Herpes simple » Hormonas y obesidad » Impacto de la Falta de Sueño » Infecciones de las vías urinarias y genitales en los hombres » Infecciones por Herpes Genital » Inflamación origen de vida y causa de muerte » Insuficiencia Venosa y Várices » La consciencia moral » La libido masculina » La vacuna contra influenza » ¿De qué sirve lo que hago para mejorar mi salud? » Los mosquitos al acecho » Me infarté lo siento » Medicina a la defensiva » Muerte Súbita en el Deportista » Nódulos de las cuerdas vocales » Poniendo atención en nuestra salud » Por que consumir potasio » ¿Por que dejamos de tener relaciones sexuales las parejas? » Presencia de Sangre en la orina » ¿Qué es el cortisol? » ¿Que es el temido Herpes Zoster? » Qué es un epitelio y cual es su función » Qué es una diarrea y como se puede clasificar » Que son los chequeos médicos y para qué sirven » ¿Qué son los Esteroides? » Reacción alérgica » Reacción de duelo » Recomendaciones de ejercicio » Síndrome anémico » Tiemblo luego existo » Trastorno de somatización o canalización » Trastornos de agresión » Trastornos por pánico » Triglicéridos » Triglicéridos »
☰ Temas

Insuficiencia Venosa y Várices

Uno de los trastornos que más preocupa a las mujeres es el aspecto de sus piernas, sobre todo cuando saben que en la familia se ha presentado enfermedad por várices en cualquiera de las dos ramas la materna o la paterna, esto puede iniciar con la aparición de lesiones violeta o de color morado en la superficie de la piel, o, a la aparición de dilatación de las venas con tortuosidades, a lo que se puede agregar fatiga, dolor o molestia inespecífica en las extremidades inferiores, que no cede con los cambios de posición y que a veces es la causa de consulta con el médico aun cuando la enfermedad no está muy avanzada.

Cuando el sistema venoso no es capaz de bombear la sangre de forma adecuada hacia arriba de las piernas aparece el edema (acumulación de agua en los pies, tobillo y piernas) producto del incremento de presión sobre el trayecto venoso que permite la extravasación de líquido al tejido circundante. A lo anterior se puede adicionar cambios de coloración de la piel y como complicación tardía en etapas avanzadas úlceras en la región del tobillo y la más distal de la pierna.

El embarazo por sus característica tiende a disminuir el retorno venoso ya que a medida que crece él bebe, se incrementa la presión en la pelvis dificultando el paso de sangre de las venas hacia el corazón y entonces la congestión hace que aparezcan las dilataciones venosas en un organismo que ya tiene esta tendencia por herencia en la mayoría de los casos.

No siempre la cirugía es la respuesta, en etapas iniciales los buenos hábitos, las medidas de higiene venosa, el ejercicio sobre todo el aeróbico, la gimnasia y los medicamentos pueden contener la progresión de esta enfermedad.

Si las lesiones son muy aparentes en etapas incipientes puede intentarse la esclerosis por aplicación de substancias inocuas para el organismo y que permiten borrar de las piernas estas lesiones.

Cerca de 15% de todos los adultos padecen de várices y no se considera enfermedad exclusiva de las mujeres aunque es más frecuente en ellas.

El mantenerse de pie por periodos prolongados, estar sentado mucho tiempo, levantar objetos pesados puede aumentar la presión de las venas y generar el aumento del daño en sus válvulas y la aparición de las várices.

Las várices pueden iniciar en el sistema venoso y no ser visibles, complicándose posteriormente con el desarrollo de lesiones superficiales y visibles, pero pudiendo generar las molestias en las piernas sin que se noten lesiones.

La sensación de dolor sordo (tipo opresivo, continuo y que no cambia con las posiciones), la sensación de cansancio que se desencadena después de estar de pie, suelen ser los síntomas más frecuentes.

Las venas que más afectadas son la safena interna y la externa en este orden. El estudio idóneo para el diagnóstico es el ultrasonido venoso.

Ante la duda es importante acudir al médico ya que si iniciamos rápido el tratamiento los resultados serán satisfactorios.

¿Más personas hacen Ejercicio regularmente?

Flujograma

Flujograma de Consultas. El ejercicio es antihipertensivo, vasodilatador, hipnótico, diurético, anorexigeno, reductor de peso, catártico, hipoglicémico, tranquilizante y antidepresivo.
Leer más »

Cursos y Talleres en Línea (Con Aval)

Taller EIM

El Curso en línea "Las Ciencias del Ejercicio y la prevención de enfermedades" está conformado por 8 módulos. Curso oficial y avalado por la International Society of Internal Medicine (ISIM)
Leer más »